Cómo desplazarse en Santiago

El Metro Subterráneo es la forma de transporte más barata y eficiente que hay disponible en Santiago. No sólo es la manera más clara, sino también la más rápida de desplazarse a través de la ciudad. El Metro cuenta con 5 líneas, y la línea 1 y la más concurrida.

Una tarjera de tránsito prepagada es la única manera de pagar el viaje en metro, y puede comprarse en todas las estaciones del Metro. Su popularidad y conveniencia lo han convertido en la elección preferida, y por lo tanto, es usualmente concurrido. El sistema de transporte Transantiago es similar al metro subterráneo, pero una modificación reciente se dirigió para reducir la congestión en Santiago. Esto asegura que el sistema funcione a la perfección, pero ciertamente proporciona una opción para moverse.

El Sistema de Bus de Santiago es adecuado para transportar turistas hacia varias partes de Santiago. Recientes correcciones al sistema de autobuses ha conducido al uso de un sistema de tarjetas prepagadas para los viajeros.

Los taxis ofrecen precios justos, y están abundantemente disponibles para los turistas. Los taxis son diferentes de los colectivos. Los colectivos son autos sin su parte superior amarilla; son automóviles compartidos, con rutas fijas y que cargan una tarifa más económica que los taxis.

La renta de vehículos está disponible ampliamente para las personas que están interesadas de disponer de los servicios de un auto rentado. El parqueo en general no es un problema, ya que varias opciones están disponibles. Viajar a pie también es una opción que toman los turistas hacia las atracciones cercanas dentro del área urbana.

Social Media